miércoles, 12 de noviembre de 2014

Sobre Kiva, los equipos de Kiva y las cosas que no se entienden bien a la primera

Hacía bastante tiempo que no hablaba de Kiva en mi blog. 

Para aquellas de mala memoria que no sepan qué es Kiva, pueden ver este video, 




Un Puñado de Dólares: La Historia de un Préstamo Kiva from Kieran Ball on Vimeo.

en pero ya he hablado aquí, aquí, y aquí en el 2010. 

El caso es que hoy no voy a hablar de lo que llevamos prestado en Kiva, más de $10.000 $11.500 con una morosidad simplemente casi nula, sino lo que quiero hablar hoy es de los equipos de Kiva. Sabéis que los chicos de Kiva, siguiendo las directrices de la web 3.0, han gamificado el producto, haciendo que la gente se apunte a equipos para ganar al equipo de al lado. Como podéis entender, soy del equipo del FSM, mi deidad suprema a la que le debo todo. Hasta ahí, es todo más o menos normal. Lo que ya no es tan normal, es que la iglesia del espaguetti volador sea líder en el tablero de equipos dentro de las congregaciones religiosas, por delante de Mormones, Baha'is (5 millones de seguidores, y están ahí...) y Católicos (que incluye a los Cristianos, con 1229 millones de seguidores).

En fin...que lo de la caridad, igual no ha calado del todo en en todos los que aceptaron el precepto. No sé, que me hago un lío. Que el post no va de éso.

A lo que voy, a lo mío, a lo de las albóndigas sagradas con pasta. Ahí nos tenéis, en cabeza, destacados, y sin ningún tipo de dudas, siendo los más solidarios. 

Mientras tanto, sigo cumpliendo a rajatabla mis mandamientos, perdón, preferiría-que-nos

No hay comentarios:

Publicar un comentario